viernes, 17 de octubre de 2008

Cosas muuuuy rarunas

Desde que se perdió un ratón por mi casa no he parado de cortarle el paso retirando zapatos, libros y todo aquello que le ha servido de escondrijo en las entrañas de mis estanterías. Al hacerlo se hizo inevitable encontrar papeles arrugados con cosas tan extrañas como estas. Creo que las hice en 2000 o 2001 cuando era alumnete de Malagón.

No recordaba haberestado nunca tan grillado.